Rumbo a la nueva película de Han Solo – Episodio III: Amanecer rebelde

Para Han Solo, los sueños de la infancia y la adolescencia ya son algo que pertenece al pasado. La meta dorada de convertirse en oficial de la Armada Imperial fue alcanzada, y tuvo que ser rápidamente abandonada cuando Han descubrió que ser un oficial del Imperio le exigiría hacer ciertas cosas que su conciencia no estaba dispueta a aceptar. Ese camino ha quedado atrás, y Han ha optado por seguir la ruta del contrabando y aplicar sus considerables capacidades de piloto a la nueva meta de llegar a ser una leyenda entre quienes recorren las rutas espaciales.

Ahora Han y Chewie, su inseparable amigo y socio wookiee, pilotan el Halcón para Jabba el hutt y transportan eficientemente sus cargamentos de contrabando a cualquier destino necesario sin dejarse atrapar por las naves del servicio de aduanas imperial. Han cree que todo ha cambiado, y confía en que siempre podrá seguir llevando una vida libre de compromisos, responsabilidades y deberes.

Pero el corelliano ha subestimado el poder del pasado, y además ha conseguido cerrar los ojos a alguna de las amenazadoras realidades que se agitan a su alrededor. El Emperador refuerza su despótico poder cada día que pasa, y la galaxia empieza a gemir bajo el peso aplastante de unos impuestos insoportables y una represión cada vez más salvaje. Los grupos rebeldes surgen por todas partes, y empiezan a coordinarse en un movimiento unido que aspira a crear una Alianza Rebelde lo bastante poderosa para derrocar a Palpatine.

Han ha conseguido mantenerse alejado de toda esa agitación, pero no podrá evitar que el pasado caiga sobre él cuando una persona a la que ha intentado olvidar durante años se cruce nuevamente en su camino. Bria Tharen, la joven peregrina ylesiana a la que rescató de la esclavitud en las factorías de especia de tórrido planeta selvático, también ha optado por seguir un camino muy distinto al que parecía inevitable para ella y se ha convertido en una comandante de la Rebelión.

El destino hará que Bria y Han vuelvan a unirse, y esta vez los peligros a los que tendrán que enfrentarse serán inmensamnete superiores a los de aquel pasado que compartieron hace tantos años. El movimiento rebelde ha decidido poner fin a las despreciables actividades de los esclavistas ylesianos, y está preparando la mayor operación militar de su historia para conquistar Ylesia y destruir sus espantosos mecanismos de opresión. Han Solo y Bria Tharen no tendrán más remedio que jugarse la vida en la batalla por Ylesia…

 

Finalmente nos encontramos ante el último episodio de esta curiosa y trepidante trilogía. Una historia en la que hemos podido conocer de primera mano y vivir las aventuras que llevaron a Han a convertirse en el personaje con el que nos encontramos en el Episodio IV y es que, literalmente, ese será el punto final en el que acabaremos.


Este libro trata de cerrar todas aquellas líneas argumentales que se abrieron anteriormente: la relación entre Han y Lando tal y como la conocemos en el Episodio V, la relación entre Han y Bria, lo sucedido con Jabba, el final de Ylesia y los sacerdotes… así como otros hechos que sólo conocíamos por frases de las películas como el motivo que lleva a Jabba a poner una recompensa sobre la cabeza de Han o, atención al dato, cómo se robaron los planos de la Estrella de la Muerte.

En las siguientes líneas vamos a continuar analizando directamente aquellos diálogos o situaciones más interesantes tanto para la historia de Han, como para la saga y el futuro spin-off.

Esta vez hemos considerado no hacer un resumen de la historia más allá del prólogo para pasar a analizar directamente los puntos calientes de la trama.

¿Vamos a ello?

 


Como no podía ser de otro modo, vamos directamente al aspecto más interesante: ¿cómo ganó Han el Halcón Milenario? En los trailers de la futura película vemos varias escenas que, sin duda, nos recordarán a este momento. Sin embargo, una de las principales diferencias radica en que, mientra que en la película probablemente se trate de un tugurio de mala muerte perdido en una punta de la galaxia, en el antiguo UE Han se enfrentará a Lando en un torneo oficial de Sabacc en… ¡Bespin! 

“Han había decidido jugárselo todo en aquella gran apuesta…, y además siempre había tenido mucha suerte en el sabacc. Pero ¿bastaría esa suerte para proporcionarle la victoria? Después de todo, Han tendría que enfrentarse con jugadores profesionales como Lando.”

(…)

“Han se sintió un poco sorprendido al darse cuenta de que ardía en deseos de verla fabulosa Ciudad de las Nubes. Bespin ya era famosa antes de que construyeran el complejo hotelero. Sus factorías procesaban y refinaban el gas tibanna, que era utilizado en los motores de las naves estelares y como fuente de energía de las armas desintegradoras.”

(…)

—¡Eh, Han! —Una gran sonrisa iluminó las oscuras facciones de Lando cuando sus respectivos caminos deslizantes los hubieron acercado lo suficiente—. ¡Cuánto tiempo sin verte, viejo bribón! Han saltó de su camino al que estaba transportando a Lando. Apenas tuvo tiempo de poner los pies sobre la superficie metálica antes de que Calrissian lo envolviera en un abrazo del que incluso Chewbacca se habría sentido orgulloso. —¡Me alegro de verte, Lando! —jadeó el corelliano mientras Lando le asestaba una última palmada en la espalda.”

La Ciudad de las Nubes tal y como la vemos en la remasterización del Episodio V

 


¿Te has preguntado alguna vez por qué Lando se dejó ese bigote tan característico suyo? En la película nos encontramos con un Lando ya hecho y derecho con un bigote más o menos similar pero en estas novelas, ese aspecto está relacionado directamente con la evolución del personaje:

“Han sonrió. Cuando se vieron por última vez, el jugador estaba empezando a dejarse bigote. El adorno facial ya había alcanzado la madurez, aunque se hallaba pulcramente recortado. El bigote otorgaba un decidido aire piratesco a las facciones de Lando.

—Veo que has decidido conservar el pelaje labial —observó mientras lo señalaba con un dedo. Lando se acarició orgullosamente el bigote.

—Todas las mujeres que lo han visto se han quedado enamoradas de él —dijo—. Tendría que habérmelo dejado hace mucho tiempo.”

“Todo lo que hayas oído hablar sobre mi… es cierto”

 


Vayamos directamente a uno de los hechos importantes de la saga, la famosa partida de Sabacc en la que Han ganó el Halcón a Lando:

Este momento se ha representado en varias ocasiones en el antiguo UE.

 

“El Torneo de Sabacc de la Ciudad de las Nubes había atraído a más de cien jugadores de mundos procedentes de toda la galaxia. Había rodianos, twi’leks, sullustanos, bothanos, devaronianos y humanos, y todas esas especies y muchas más se hallaban presentes en las mesas de juego. El torneo duraría un mínimo de cuatro días de partidas intensivas, y cada día vería eliminar a aproximadamente la mitad de los jugadores. El número de mesas iría disminuyendo poco a poco, hasta que finalmente sólo quedaría una mesa, en la que los mejores de los mejores competirían durante esa última mano. Las apuestas eran muy altas. Los ganadores tenían una buena probabilidad de levantarse de la mesa con dos o tres veces los diez mil créditos que costaba la tarifa de inscripción…., o incluso con más dinero.”

(…)

Han cogió la tarjeta de datos que le había entregado Lando y la examinó.

—Bien, ¿qué nave vas a reclamar? —preguntó Lando—. Tengo un carguero ligero corelliano YT–2400 casi nuevo que sería la nave ideal para ti. Espera a que…

—Quiero el Halcón —se apresuró a decir Han. Las cejas de Lando se elevaron hacia su frente.

—¿EI Halcón Milenario? —exclamó, obviamente afectado—. Oh, no. El Halcón es mi nave personal, Han. Nunca ha formado parte del trato.

—Dijiste que podía elegir cualquier nave que hubiera en tu depósito —le recordó Han sin inmutarse mientras sus ojos se encontraban con los de Lando—. Dijiste que podía elegir cualquiera de las naves de tu propiedad, ¿no? Bien, pues el Halcón se encuentra estacionado en tu depósito y he decidido reclamarlo.

—Pero… La boca de Lando se tensó de repente, y sus ojos destellaron.

—¿Sí, amigo? —replicó Han, permitiendo que una sombra de dureza se infiltrara en su voz—. ¿Vas a hacer honor a esta tarjeta, o piensas echarte atrás? Lando asintió con una lenta inclinación de la cabeza.

—Nadie puede decir que no hago honor a mis pagarés. —Hizo una profunda inspiración de aire, y después lo dejó escapar bajo la forma de un siseo lleno de irritación—. De acuerdo… El Halcón es tuyo.

Han sonrió y luego alzó los brazos hacia el techo y giró sobre sí mismo en una danza improvisada, sintiéndose repentinamente ebrio de pura alegría. “¡Espera a que se lo cuente a Chewie! ¡El Halcón Milenario es mío! ¡Por fin! ¡Vamos a tener nuestra propia nave!

(…)

Después de que las formalidades del cambio de propiedad hubieran sido procesadas, Han dio un paso hacia atrás y se dedicó a contemplar el Halcón Milenario.

—Eres mío… —murmuró, y sonrió hasta que le dolió la cara. La mente del corelliano empezó a llenarse de planes para reparar y poner a punto el Halcón. Había tantas cosas que quería hacer, y estaba tan impaciente por modificarlo para poder convertirlo en la nave de sus sueños… ¡Y gracias al torneo de sabacc, por fin disponía de los créditos necesarios para ello!”

Esta escena bien podría ser la representación literal del fragmento anterior.

 


Y pasamos del Torneo de Sabbac a un poco más de historia sobre el antiguo Universo Expandido y su forma de ver el pasado antes de la llegada de las precuelas en las que ya se mencionan personajes y hechos trascendentales:

“Caamas había quedado esencialmente destruida después de las Guerras Clónicas gracias a los esfuerzos de Darth Vader, el esbirro del Emperador; pero era un hecho poco conocido que la mayoría de sus habitantes habían logrado huir a Alderaan y vivían allí, básicamente en reclusión.”

Un nuevo intento de continuidad. Este planeta apareció por primera vez en la obra de Zahn Espectro del Pasado.

 


Este fragmento me pareció interesante porque nos muestra más sobre la situación, contexto y política sobre la que se erigió la futura Alianza Rebelde. Aunque gracias a las películas lo vemos como un conglomerado, Rogue One y Rebels y este tipo de novelas nos muestra que no todo fue tan sencillo:

“Después de unos minutos de charla, Bria tomó asiento junto a la larga mesa y dio comienzo formal a la reunión.

—Compañeros de rebelión, os agradezco que arriesguéis vuestras vidas por nuestra causa —dijo, hablando con la suave autoridad de alguien que ya había hecho todo aquello en muchas ocasiones con anterioridad—. Los integrantes del movimiento rebelde corelliano nos estamos poniendo en contacto con otros grupos clandestinos como el nuestro, y apremiamos a todos los grupos rebeldes a que se unan. Sólo un grupo fuerte y dotado de cohesión podrá llegar a albergar alguna esperanza de enfrentarse al Imperio que está estrangulando a nuestros mundos y aniquilando el espíritu de nuestros pueblos. Después Bria respiró hondo antes de seguir hablando. —Soy muy consciente de lo impresionante y atrevida que es esta proposición, creedme. Pero los grupos rebeldes sólo podemos albergar alguna esperanza de acabar alzándonos con la victoria si somos capaces de unirnos y llegar a formar una alianza. Mientras sigamos estando fragmentados y continuemos estando limitados a nuestros distintos planetas, estaremos condenados al fracaso. Hizo una pausa. —El movimiento corelliano lleva mucho tiempo considerando esta proposición. Somos plenamente conscientes del cambio de naturaleza tan radical que supondría…, así como de lo difícil que resultará llegar a crear esta alianza. Mientras sigamos siendo grupos individuales, el Imperio no podrá acabar con todos nosotros de un solo golpe. Si nos uniéramos, es concebible que pudieran llegar a destruirnos a todos mediante una sola batalla. También sabemos hasta qué punto resulta difícil para especies distintas trabajar en colaboración. Las diferencias en los sistemas éticos y morales, las ideologías y las religiones, por no mencionar las diferencias en equipo y en el diseño del armamento, pueden llegar a presentar numerosos problemas.”

 


Aunque Leia no aparece prácticamente nada en esta trilogía, sí que nos muestran pequeños esbozos de cómo era su vida antes de lo acontecido en el Episodio IV y como llegó a ser el personaje que vemos en la película a través de Invierno, un personaje relacionado con Organa:

“—Aunque el virrey Organa no quiera escucharme, estoy segura de que Leia lo hará —dijo Invierno—. Insistió en que nuestro adiestramiento de inteligencia debía incluir lecciones sobre cómo usar las armas de manera efectiva. Las dos hemos aprendido a disparar, y a dar en el blanco contra el que apuntemos. Al principio al virrey no le gustaba demasiado la idea, pero después de pensárselo acabó accediendo, e incluso eligió un maestro de armas para Leia.

(…)

—¿Y de qué servirá convencer a la princesa? —quiso saber Bria—. Ya sé que se supone que todo el mundo la quiere, pero sigue siendo una jovencita. —El virrey está pensando nombrarla representante de Alderaan en el senado imperial el año próximo —dijo Invierno—. No subestimes el poder del propósito o de la influencia de Leia.”

 


¿Recordais a Xizor? El antagonista principal de Sombras del Imperio. Pues bien, en esta novela vuelve a tener cierta importancia. En este caso se nos muestra su impresión sobre Jabba en un intento de controlar el espacio Hutt:

“—¿No creéis que Jabba podría ser un candidato preferible? Xizor meneó la cabeza.

—Jabba me ha sido de utilidad en el pasado dijo—. Hemos intercambiado información, la mayor parte de la cual ya me era conocida, desde luego, y además le he hecho unos cuantos favores. Preferiría que estuviera comprometido conmigo, porque de esa manera podía elegir el momento en el que le obligaría a devolverme dichos favores y entonces se vería obligado a devolvérmelos con un considerable… entusiasmo. Jabba respeta al Sol Negro. También lo teme, aunque jamás lo admitirá.”

 


Ahora vamos con un poco de información sobre Kashyyyk, el planeta natal de los wookies. Veamos cómo era visto en el antiguo UE y cuál es la principal impresión de los personajes. Además, en esta novela se nos da mucha más información sobre Chewie, su clan y su lengua:

Representación canon de Kashyyyk en La Venganza de los Sith.

“Kashyyyk era un «protectorado» imperial (es decir, un mundo esclavo). Los imperiales habían conseguido pacificar a los habitantes, aunque mantenían reducidas al mínimo sus incursiones en las ciudades y hogares de los wookies, y siempre las llevaban a cabo en grupos numerosos y fuertemente armados.

(…)

Chewbacca soltó una risita, y después explicó a su amigo humano que los imperiales eran tan estúpidos que la mayoría de ellos ni siquiera parecían comprender que no todos los wookies eran iguales. Había varias subespecies wookies y todas ellas estaban emparentadas, pero también eran un tanto distintas entre sí. Han ya sabía que Chewbacca era un rwook, y que lucía el típico pelaje marrón, rojizo y castaño de ese pueblo. También sabía que el lenguaje que había aprendido a entender, pero no a hablar, era llamado shyriiwook, un término cuya traducción más aproximada al básico seria «lengua del pueblo de los árboles».

(…)

Chewie pasó a explicarle que el lenguaje que Han acababa de oírle emplear, el xaczik, era una lengua tribal tradicional hablada por los wookies de la isla Wartaki y de ciertas regiones costeras cercanas. Rara vez era oído, ya que el shyriiwook era la lengua común del viaje y el comercio. Por esa razón, cuando los imperiales se adueñaron de Kashyyyk la resistencia wookie adoptó el xaczik como su lenguaje «de código».”

También conoceremos más sobre la familia de nuestro wookie y cómo está organizado el planeta:

“La hermana de Chewbacca le confirmó que el recién llegado era su padre, Attichitcuk, quien no había hablado de nada más desde que se enteró de que su hijo acababa de volver a casa.

(…)

Kashyyyk contenía siete niveles ecológicos distintos, con las ramas más altas de los árboles formando el séptimo. Normalmente, ni siquiera los wookies más valientes descendían por debajo del cuarto nivel, y ni las leyendas de los wookies se atrevían a especular sobre lo que había más abajo. Chewbacca jamás había conocido a nadie que hubiese puesto los pies sobre la superficie de su mundo. Los niveles inferiores de Kashyyyk eran un misterio…, y muy probablemente seguirían siéndolo”

 


Y en esta ocasión vamos a estudiar un poco de antropología wookie. ¿Os habéis preguntado alguna vez cuál es el rito matrimonial de Kashyyyk?

“—Chewbacca… Llevas mucho tiempo alejado de tu pueblo. ¿Recuerdas nuestras costumbres? ¿Sabes qué estás ofreciendo? Una inmensa oleada de alivio inundó a Chewie, pues Mallatobuck acababa de emplear el tono jovial de una joven wookie dispuesta a ser cortejada.

—Lo sé —replicó—. Tengo muy buena memoria, Mallatobuck. Durante todos los años que he pasado lejos de aquí, no he olvidado ni un solo instante tu cara, tu fortaleza y tus ojos. Soñaba con el día en que podríamos casarnos. ¿Querrás casarte conmigo? ¿Querrás aceptarme por esposo? Malla replicó de la manera tradicional, aceptando el cada vez más rígido quillarat y asestando un gran mordisco ala blanda carne de su estómago. Una alegría casi inconcebible invadió el corazón de Chewie. «¡Me acepta! ¡Estamos prometidos!»

(…)

—Hace cincuenta años que lo tengo preparado, Chewbacca. Mi velo está listo y esperándote. El orgullo y el amor llenaron el corazón de Chewbacca. —Entonces mañana nos casaremos, Malla.

—Mañana, Chewbacca….

(…)

Al parecer los wookies no tenían «padrinos» de la forma en que lo hacían los humanos, pero Chewie, como deferencia hacia Han, pidió al corelliano que estuviera junto a él durante la boda. Han había sonreído.

—De acuerdo. Voy a ser algo así como tu «padrino especial humanos», ¿eh?”

Sí, este es el famoso Holiday Special en el que aparece la familia de nuestro wookie.

 


En este caso y como detalle, ya que soy consciente de que hay más de un fan del viejo cazador de recompensas, ¿os habéis preguntado cuáles son las ideas políticas del último de los Fett?


“Boba Fett no podía estar más en contra del concepto de las distintas rebeliones. El cazador de recompensas consideraba que la idea de rebelarse contra cualquier gobierno establecido era pura y simplemente criminal. El Imperio mantenía el orden, y Boba Fett valoraba el orden.”

 

“Sin desintegraciones”

 


Ahora sabemos por qué el Halcón Milenario ha sido la nave que más ha aguantado a lo largo de toda la saga. No estamos tratando con un YT – 1300 estándar, aspecto que ya imaginábamos:

“En cuanto el corelliano hubo conseguido que el blindaje de la nave quedara tal como quería ¡ningún disparo imperial guiado por la buena suerte iba a acabar con el Halcón de la forma en que había sido destruida la nave anterior de Han, el Bria!, empezó a trabajar en los motores y el armamento. Añadió un cañón láser ligero debajo de la proa, y después desplazó las baterías láser cuádruples para que el Halcón pudiera contar con torretas dorsales y ventrales tanto arriba como abajo. A continuación, Han y Salla instalaron dos tubos lanzadores de cohetes de demolición entre las mandíbulas delanteras.”

Todos hemos sido jóvenes alguna vez, incluso este maldito y querido trozo de chatarra.

 


Volvemos con un poco de contexto político y social para tratar de visualizar cómo veían Han y el resto el mundo en el que se movían antes de la destrucción de la Estrella de la Muerte:

“Pero aunque la vida personal de Han iba espléndidamente, el horizonte estaba empezando a llenarse de oscuros nubarrones. El Emperador seguía reforzando su implacable presa, y últimamente su poder se estaba extendiendo incluso al Borde Exterior. Hubo una masacre en Mantooine, en el sector de Atrivis, y los rebeldes que habían conseguido capturar una base imperial fueron aniquilados prácticamente hasta el último defensor. También hubo otras masacres dirigidas a servir de lección a los mundos imperiales interiores. Los contrabandistas de armamento habían tenido que volverse cada vez más veloces y cautelosos para poder entregar sus cargamentos. Cuando Han había empezado a hacerla travesía de Kessel, captar una sola nave imperial en los sensores era algo francamente inusual…, pero de repente lo inusual era no detectar ninguna. Para poder mantener en funcionamiento sus ejércitos y flotas, Palpatine exigía unos tributos tan elevados que hacían que los ciudadanos del Imperio gimieran bajo la aplastante carga financiera. El ciudadano corriente del Imperio empezaba a tener que hacer grandes esfuerzos meramente para poder poner un poco de comida decente encima de la mesa.

(…)

Palpatine tiene que estar loco —se sorprendió pensando en más de una ocasión—. Esas tácticas suyas están pidiendo una rebelión a gran escala… Matanzas, asesinatos, ciudadanos sacados por la fuerza de sus hogares en plena noche que nunca vuelven a ser vistos… Si le haces la vida imposible a la gente durante el tiempo suficiente, estás pidiendo una revuelta. La oposición dentro del Senado Imperial también estaba creciendo por momentos. Mon Mothma, una de las senadoras más prominentes, se había visto obligada a huir hacía no mucho tiempo después de que el Emperador ordenase su arresto acusada de traición. Mon Mothma era una miembro muy prestigiosa del Senado y el atrevimiento de Palpatine provocó varias manifestaciones en Chandrilla, su planeta natal…, manifestaciones que dieron como resultado otra matanza implacable de ciudadanos imperiales.”

 


Nuevos guiños al resto del antiguo UE entablando una relación que, sin duda, los que llevan mucho tiempo en esto reconocerán. Por otra parte vemos como, poco a poco, Mon Mothma va consiguiendo aliados, recursos y se va convirtiendo en una acérrima enemiga del nuevo orden:

“Públicamente, el mérito de la consecución del Tratado había sido atribuido a Mon Mothma, y no cabía duda de que había ayudado a que llegara a existir. Pero Bria había oído rumores de que el senador Garm Bel Iblis de Corellia había sido uno de los principales arquitectos del Tratado.

(…)

Además de Corellia, los otros signatarios del Tratado eran Alderaan y Chandrila, el planeta natal de Mon Mothma. Viajando de un sistema a otro y de un mundo a otro, Mon Mothma estableció contacto con los distintos grupos del movimiento de resistencia allí donde ya existían y creó nuevos grupos allí donde no había ninguno. La fama de la antigua senadora fue tanto una ayuda como un obstáculo: por una parte le proporcionaba acceso a nobles importantes y líderes de la industria, pero por otra parte, y especialmente al principio, algunos grupos habían expresado el temor de que Mon Mothma pudiera ser una emisaria imperial enviada por Palpatine para comprobar su lealtad. La senadora renegada se había enfrentado en muchas ocasiones a la muerte, haciendo frente a amenazas procedentes tanto de tropas imperiales como de líderes de la resistencia que sospechaban de ella.

(…)

Bria había pasado por uno de los momentos culminantes de su vida cuando Mon Mothma le estrechó la mano y le dijo que ella, Bria Tharen, había sido una de las personas que habían jugado un papel decisivo a la hora de convencer a Bail Organa de que debía cambiar sus creencias sobre el pacifismo de Alderaan. El virrey se había comprometido firmemente con la idea de una revolución armada contra el Imperio. Pero se estaba enfrentando a una considerable resistencia por parte de su gobierno y, hasta el momento, los esfuerzos dirigidos a armarse llevados a cabo por Alderaan eran pequeños y extremadamente clandestinos. El Tratado Corelliano inauguró formalmente la existencia de la Alianza Rebelde que Bria y los otros corellianos habían estado tratando de crear. Los distintos grupos rebeldes conservarían una gran parte de su autonomía pero, por lo menos en teoría, el mando estratégico de la Alianza había pasado a manos de Mon Mothma.”

En Rogue One y, en concreto, en alguna escena eliminada, ya pudimos ver alguna de estas tensiones en la Rebelión.

 


¿Por qué motivo el Halcón Milenario siempre tiene esta pinta de chatarra? Bueno, aunque el fin no justifica los medios, parece que Han tenía una intención muy clara:

“Han incluso había llegado a pensar en administrarle una capa de pintura a la nave para que pareciese totalmente nueva, pero acabó rechazando la idea después de pensárselo un poco. La apariencia entre envejecida y maltrecha de su nave era uno de los recursos más eficaces a la hora de pillar desprevenidos a los oponentes. Nadie esperaba que un viejo carguero poseyera un hiperimpulsor de nivel militar que había sido remodelado y adaptado por el mejor técnico de toda la galaxia, un sofisticado equipo de sensores, una capacidad interferidora asombrosamente elevada y todo el resto de mejoras con las que Han había ido obsequiando al gran amor de su vida.”

 


¿Conocéis cómo se llamaba Boba Fett antes de la llegada de las precuelas? No era un clon y tampoco era miembro del clan Fett. Aunque posteriormente se trató de justificar, en un primer momento tenía un nombre y un origen diferente:

“Fett ya había descubierto hacía mucho tiempo que todos los ciudadanos cargaban con una conciencia altamente culpable. Prácticamente todos los seres inteligentes de la galaxia habían hecho algo en un momento u otro de su pasado que podían traer a la memoria e imaginar constituía una excelente razón para que alguien hubiera decidido ofrecer una recompensa por sus cabezas. El ser que en tiempos lejanos había sido el protector Jaster Mereel, y que se había convertido en Boba Fett, el cazador de recompensas más famoso y temido de toda la galaxia, llevaba años observando las reacciones de los ciudadanos que le rodeaban mientras cazaba presas de una clase u otra.”

Gracias por la cara, Lucas.

 


Y aquí tenemos una de las pocas referencias a la Fuerza y sus portadores en esta historia. Resulta tremendamente interesante porque, al igual que ocurría con Rogue One, la gente ha olvidado rápidamente a los Jedi y cualquier mención a su Orden se ha convertido en poco más que misticismo y leyenda. En un susurro dentro del griterío galáctico en el que se se encuentra la galaxia tras la llegada del Imperio. Observando esto, no es de extrañar el carácter escéptico que muestra Han cuando ve a Luke encender su sable láser hablando sobre los lejanos.

“Mich Flenn, el camarero que atendía la barra, era un corelliano ya bastante mayor que había sido contrabandista hasta que consiguió reunir los créditos suficientes para comprar el bar. A Han le encantaba oír sus historias de los viejos tiempos, aunque siempre había que aplicar una considerable dosis de cautela a cuanto dijera el vejestorio. Después de todo, ¿quién había oído hablar jamás de seres inteligentes dotados de extraños poderes que podían saltar diez metros por los aires y ejecutar sorprendentes acrobacias por encima del suelo, o hacer surgir relámpagos azulados de las puntas de sus dedos?”

 


Y enlazamos lo anterior con otra mención interesante: las peculiares capacidades de Palpatine. Una que pocos conocen y menos han sobrevivido para contarlo:

“—¿Qué es lo que quieres contarme? Habla de una vez. Bria respiró hondo antes de empezar a hablar.

—Dicen que Palpatine tiene ciertas… capacidades. Dicen que puede influenciar a la gente para que haga cosas. Se trata de alguna clase de influencia mental, ¿entiendes?

—¿Como leer los pensamientos?

—No lo sé —dijo Bria—. Quizá. Ya sé que suena imposible, pero es la única explicación que tiene cierto sentido. Shild era popular, ambicioso y corrupto, y suponía una amenaza para la consolidación del poder. Por eso Palpatine se limitó a…, a estimular las ambiciones de Shild hasta que acabó destruyéndose a sí mismo con ese ataque contra Nal Hutta.”

¿Yo? Jamás he roto un plato…

 


Y hablando de personajes importantes, ¿cómo es visto Darth Vader fuera del plano de los episodios principales?

“Han frunció el ceño. —¿Y qué me dices de Greelanx? ¿Cómo encajaba en el plan? ¿Y quién le mató? Al principio esperaba que me acusaran, pero se limitaron a guardar silencio al respecto. Nunca oí nada sobre ello en las noticias. Han reprimió un estremecimiento ante el recuerdo de lo que sintió cuando estaba en aquella habitación cerrada contigua al despacho de Greelanx y oyó aquella respiración tan inexplicablemente ruidosa, y aquellos pasos ominosos y pesados… Bria se inclinó hacia adelante y, de manera inconsciente, Han la imitó.

—Dijeron que fue… Vader —murmuró Bria, bajando la voz hasta dejarla convertida en una hebra de sonido casi inaudible.

—¿Vader? —dijo Han, hablando también en un susurro—. ¿Te refieres a Darth Vader? Bria asintió.

—Sí, Han. Darth Vader es algo así como… —Titubeó, intentando encontrar las palabras adecuadas—. Bueno, digamos que es algo así como el brazo derecho del Emperador y que se ocupa de todos los asuntos realmente desagradables. Han se recostó en su asiento. Había oído hablar de Vader, pero nunca había llegado a encontrarse con él.”

Primera aparición de Vader en la serie animada Rebels

 


Si tenemos por aquí a cualquier coleccionista de monedas, está de suerte. Aunque solo sea a nivel literario, aquí puedes comprobar cómo están acuñadas en esta galaxia tan lejana. Un detalle que nos da un poco más de contexto sobre nuestro universo favorito:

“—¿Estás segura de que no es una moneda trucada? —preguntó Han, dando otro paso hacia ella.

—¡Eh! —protestó Bria—. ¡Es un decicrédito auténtico! Bria le mostró el disco con fingida indignación, y lo hizo girar para demostrarle que se trataba de una moneda de curso legal. El reverso estaba estampado con el símbolo del Imperio, y el anverso contenía la cabeza del Emperador.”

El Monopoly sí que aprovechó la ocasión.

 


Este libro tiene más de una coincidencia con Rogue One o, mejor dicho, esta última es probable que se inspirase, en cierto modo, a la novela. Aquí podemos observar una mención más que interesante sobre los primeros rumores acerca de cierta estrella mortal:

“Los de inteligencia han descubierto que el Imperio ha puesto en marcha un proyecto muy importante…, y hablo de algo realmente grande. Es tan grande que el destino de mundos enteros podría depender de él. Tenemos que averiguar qué es lo que están tramando, y eso exigirá montones de créditos. Para sobornos, vigilancia, tropas… Espero que lo que hemos conseguido en Ylesia sea suficiente.”

En Rogue One pudimos ver al “El Escuadrón de la Mano Roja” canónico.

 


Poco a poco nos vamos acercando, cada vez más, al Episodio IV. ¿Sois capaces de adivinar a qué cargamento se refiere Jabba y qué supondrá para Han en un futuro cercano?

“Tengo un cargamento de especia que quiero recojas de Moruth Doole en Kessel. Tráemelo inmediatamente a Tatooine, ¿entendido? Todo está arreglado, y la especia ya ha sido pagada.

—De acuerdo, Jabba —dijo Han—. ¿Mis condiciones habituales?

—Ciertamente, ciertamente —retumbó Jabba—. Y quizá una suculenta bonificación para recompensar la rapidez en la entrega.

—Voy hacia allá, Jabba.

—Perfecto, Han. —Jabba observó al corelliano con expresión pensativa—. Y una cosa más, Han… Descansa un poco en cuanto hayas acabado. Si no te importa que te lo diga, se te ve un poquito tenso y agotado.”

Es difícil no estar tenso y agotado si pones una recompensa por mi cabeza.

 


Este extracto es interesante ya que se parece bastante a una escena que probablemente hayamos visto en el trailer y en la película. Por otra parte, será el momento en el que Han tenga que tomar la decisión de soltar el cargamento de Jabba:

“Han puso rumbo hacia las Fauces y comprobó el curso. Una luz empezó a parpadear de repente en su tablero de control, ¡y Han se dio cuenta de que un navío del servicio de aduanas imperial estaba a punto de caer sobre ellos!

—¡Chewie! ¡Sube aquí inmediatamente! —gritó, y empezó a acelerar. Unos momentos después, el wookie ya estaba en la cabina. —¡Acuesta a esos condenados niños en las literas y luego vuelve aquí! —gritó Han—. ¡Tenemos imperiales pegados a la cola, y me parece que este viaje va a ser un poco movido! —¡Hrrrrrnnnnn!

(…)

Y además nos superan en potencia de fuego, evidentemente… Pero hemos conseguido despistar al tipo que iba pegado a nuestra cola, al menos de momento. Creo que si conseguimos internarnos lo suficiente, deberíamos poder lanzar el cargamento justo dentro del Pozo de la forma en que lo hiciste aquella vez con el coronel Quirt durante ese otro viaje. Después de que hayan registrado el Halcón cuanto quieran, volveremos y recuperaremos el cargamento. ¿Qué me dices? Chewie se mostró totalmente de acuerdo con él. —Bien, pues entonces toma los controles. Tendremos que hacerlo realmente deprisa —dijo Han—.”

Esta será posiblemente la representación de Kessel en la nueva película.

 


Vamos con un poco más de Historia. ¿Recordáis que el Halcón Milenario es famoso por ser la nave más rápida de la galaxia?, es decir, ¿la única que ha recorrido Kessel en catorc… perdón, en doce parsecs? Pues sed testigos de cómo fue la hazaña:

“—Realmente han estado a punto de cogernos —murmuró con voz enronquecida. Chewie se mostró de acuerdo. Mientras se iba relajando lentamente en su asiento, Han se dio cuenta de algo. —Eh, Chewie… ¡Mira! —Señaló los instrumentos—. ¡Hemos establecido una nueva marca! Chewie comentó amargamente que su nueva marca de velocidad había sido obtenida a expensas de sus nervios. Han entrecerró los Ojos. —Eh, esto es muy raro —murmuro—. Aquí dice que hemos acortado la distancia que recorrimos, no sólo el tiempo… ¡Esto marca menos de doce parsecs! Chewie dejó escapar un gruñido lleno de escepticismo y golpeó el indicador de la distancia con sus peludos nudillos mientras comentaba que la enloquecida forma de pilotar de Han debía de haber causado un cortocircuito en los sistemas del indicador. Han protestó, pero cuando Chewbacca, cada vez más furioso, respondió con un feroz gruñido, decidió darse por vencido.

—De acuerdo, de acuerdo. Estoy demasiado cansado para discutir —dijo, levantando las manos. «Pero he hecho el recorrido en menos de doce parsecs…», pensó tozudamente. Aun así, en aquel momento tenía problemas más acuciantes que la velocidad o las marcas de distancia en los que pensar. ¿Qué demonios le iba a decir a Jabba?”

 


¿Por qué Han tenía tanto respeto por volver a ver a Lando en el Episodio V? Bien, digamos que su último encuentro… no fue muy fortuito por diversas circunstancias. Han se ve obligado a pedirle dinero para tratar de saldar su deuda con Jabba pero Lando no parece por la labor:

“El corelliano acabó decidiendo ir a ver a Lando. No quería hacerlo, pero se le habían agotado las opciones. Llamó a la puerta, y la voz adormilada del jugador respondió desde el otro lado del panel.

—¡Quién es?

—Soy Han, Lando —dijo Han. El corelliano oyó ruido de pasos, y de repente Lando abrió la puerta de un salvaje tirón. Antes de que Han pudiera decir una sola palabra, el puño del jugador se movió en un temible arco que terminó en la mandíbula de Han e hizo que saliera despedido hacia atrás a través del pasillo. El corelliano chocó con la pared y después fue resbalando lentamente a lo largo de ella, aterrizando sobre su trasero. Han se llevó las manos a la mandíbula, contempló durante unos momentos los puntitos de luz que bailoteaban delante de sus ojos y trató de hablar. Lando se inclinó sobre él.

—¿Cómo has sido capaz de venir aquí después de la jugarreta que nos hiciste en Ylesia? —chilló el jugador—. ¡Tienes mucha suerte de que no te haya pegado un tiro, condenado mentiroso y estafador!

—Escúchame con mucha atención, Solo —gruñó Lando—. En el pasado fuimos amigos, así que no voy a hacer lo que tanto te mereces y permitiré que salgas de aquí con tu cabeza intacta encima de los hombros. ¡Pero no vuelvas a acercarte a mí jamás!”

Ahora entendemos las dudas de Han a la hora de volver a ver a su viejo amigo en Bespin.

 


Y como guiño final a Rogue One, por si había dudas de dónde surgieron alguna de las ideas, tenemos al Escuadron de la Mano Roja luchando por transmitir, contra todo pronóstico, los planos de la Estrella de la Muerte. Os animo a tratar de localizar todos los guiños que tuvimos la suerte de ver reflejados en el primer spin-off de manera muy acertada. Igual que ocurrió con el escuadrón pícaro, no parece que vayan a salir muy bien parados:

“Bria ya sabía en qué clase de lío se estaba metiendo, pero aun así ofreció al Escuadrón de la Mano Roja. Sabía que necesitaban a los mejores para aquel trabajo, y confiaba en que su gente sería capaz de hacer lo que se esperaba de ellos. Y lo habían hecho… Aquélla era la ofensiva antiimperial más grande jamás emprendida por la Resistencia hasta el momento, una ofensiva coordinada que tenía como misión transmitir los planos de la última arma secreta imperial. Bria no conocía todos los detalles, pero su misión había consistido en tomar el centro de comunicaciones imperial de Toprawa y conservarlo en sus manos mientras los técnicos de comunicaciones transmitían los planos robados a una nave correo rebelde, una corbeta corelliana que atravesaría «accidentalmente» aquel sistema estelar de acceso tan altamente restringido. Cuando Torbul le dijo a Bria que la Alianza Rebelde necesitaba voluntarios para que acompañaran al equipo de inteligencia a Toprawa, a fin de que mantuvieran a raya a los imperiales mientras los técnicos de comunicaciones hacían su trabajo, Bria no titubeó ni un segundo antes de ofrecerse voluntaria.

—El Escuadrón de la Mano Roja irá, señor —dijo—. Podemos hacerlo (…) Vamos, imperiales… —pensó—. ¿No sabéis que es de muy mala educación hacernos esperar? Lo que los imperiales no sabían era que ya llegaban demasiado tarde. El Escuadrón de la Mano Roja había conseguido mantener inmovilizada a la fuerza de reacción imperial en el perímetro exterior mientras los técnicos de comunicaciones rebeldes transmitían los planos a la nave correo. Estuvieron a punto de no lograrlo, porque los imperiales habían partido la torre de sensores/comunicaciones por la mitad unos segundos después de que la transmisión hubiese llegado a su fin, pero Bria había podido ver con sus propios ojos el indicativo de «Transmisión completa» con que el Tantive IV había acusado recibo del mensaje. Antes de que los sensores dejaran de funcionar, también había podido ver la imagen de un Destructor Estelar imperial aproximándose al navío rebelde. Bria nunca sabría si el correo había conseguido escapar. Se preguntó qué habían estado transmitiendo exactamente, pero sabía que tampoco llegaría a conocer la respuesta a aquella pregunta.”

Jyn Erso trata de escapar con los planos de la Estrella de la Muerte en Rogue One.

 


Mientras tanto, Han y Chewie no tienen otro remedio que viajar hasta Tatooine para tratar de hablar con Jabba y conseguir algún trabajo. Mientras están en la cantina Krayt se encuentran con un antiguo conocido:

“Entraron en la Sala del Dragón Krayt y miraron a su alrededor. En una esquina, naturalmente, se estaba desarrollando una partida de sabacc. Han y Chewie fueron hacia allí, y cuando estuvieron un poco más cerca el corelliano clavó la mirada en uno de los jugadores, un hombre delgado de cabellos rojizos y facciones regulares. —¡Eh! —exclamó Han—. ¡El universo es un pañuelo! ¿Qué tal estás, Dash? Dash Rendar alzó la mirada hacia ellos y obsequió al corelliano con una cautelosa sonrisa.

—;Eh, Solo! ¡Eh, Chewbacca! Cuánto tiempo sin veros… ¿Qué es eso que he oído contar de que ocurrieron cosas raras en Ylesia? Han dejó escapar un gemido. Dash Rendar señaló un par de asientos vacíos, y Han y Chewie los ocuparon.

—Cuenten conmigo, caballeros —dijo Han, sacándose un puñado de créditos del bolsillo—. ¿Quieres jugar, Chewie?”

 


Pero los problemas no acabarán ahí. Justo al salir de la cantina se encuentra con otro viejo conocido que le dará una terrible noticia:

“—Jabba le contó a Greedo que habían ofrecido una recompensa por ti —dijo Fett—, pero en realidad sólo está utilizando a ese idiota para mantenerte en movimiento. Digamos que es una especie de recordatorio de que se ha tomado muy en serio eso de que debes pagar tu deuda. Si Jabba realmente quisiera verte muerto, ya sabes a quién contrataría.

—Llegué hace cosa de una hora —dijo Fett—. Le hice una promesa a alguien, y siempre cumplo mi palabra.

Han frunció el ceño.

—¿De qué estás hablando, Fett?

—Le hice una promesa a una mujer, y ha muerto —dijo Boba Fett—. Hace algún tiempo le prometí que si moría, se lo diría a su padre para que no pasara el resto de su vida preguntándose qué había sido de ella. Pero nunca llegó a decirme cómo se llamaba su padre, así que he decidido decírtelo a ti para que puedas enviarle un mensaje a Tharen. —¿Muerta? —susurró Han, teniendo que hacer un gran esfuerzo para mover los labios—. ¿Bria ha muerto?

—Sí.

Han sintió como si le acabaran de dar un puñetazo en el estómago.”

 


Y a partir de aquí, RealFans, esto es otra historia, quizás una de las más importantes de nuestras vidas:

“Se recordó a sí mismo que Bria formaba parte del pasado, y que seguir torturándose con recuerdos dolorosos no serviría de nada. «He de concentrarme en el presente….» Una cosa estaba clara, y era que necesitaba ver a Jabba ese mismo día. Y además tenía que encontrar un poco de trabajo, de la clase que fuera. Sabía que Chewie probablemente estaría en la cantina de Chalmun.

(…)

Han inclinó la cabeza hacia un lado, y su mirada fue más allá del wookie para posarse en dos humanos que estaban inmóviles delante de la barra.

—¿Transportar pasajeros? —exclamó—. ¡Eh, eso es mejor que nada! ¡Buen trabajo, Chewie! ¿Son aquel par de ahí, ese viejo con la túnica de jawa y el chico que va vestido con un mono de granjero de humedad? Chewie asintió, y comentó que aunque el anciano parecía inofensivo, acababa, de quitarse de encima muy eficientemente al doctor Evazan y a Ponda Baba hacía tan sólo unos momentos…, y que además había utilizado un arma de lo más inusual para ello. Han frunció el ceño, sintiéndose bastante impresionado.

—¿Y dices que usó una espada de luz? Vaya, vaya… No sabía que nadie las tuviera todavía. De acuerdo, me encargaré de discutir los detalles con el viejo y el chico. Tú llévalos a ese reservado vacío, y me reuniré con vosotros dentro de un segundo. Han dedicó unos momentos a examinar el local mientras Chewbacca llevaba a sus futuros clientes hacia la mesa del rincón. «Ni rastro de ese maldito rodiano. Estupendo…» Después echó a andar por entre la numerosa clientela de la cantina y fue hacia la mesa en la que Chewie, el anciano y el chico se habían sentado y le estaban esperando…”

 

Si habéis llegado hasta aquí, solo puedo felicitaros y daros las gracias. Si aún así os ha gustado, solo puedo desearos que nunca, bajo ningún concepto, dejéis de soñar con galaxias muy lejanas.


Sé el primero en comentar

Desde este Blog se han detectado transmisiones de Real Fans de Star Wars. Recuerda ser respetuoso y no escribir spoilers. Que la Fuerza te Acompañe.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.